RUSTIDO DE PICANTONES CON CIRUELAS

En realidad no son picantones, son unos gallos americanos que sacrifico mi madre hace días, son unas aves pequeñas pero con una carne deliciosa, parece caza, pero nos servirán igual unos picantones , unas perdices o un buen pollo de corral.
Al ser una carne más bien dura necesitaba más tiempo de cocción y no se me ocurrió mejor idea que rustirlo al horno pero con una temperatura baja que lo fuera haciendo poco a poco y el resultado fue espectacular.

 

RUSTIDO DE PICANTONES CON CIRUELAS

 

Necesitamos :

1 pollo de corral o el ave que eligáis

Unas ciruelas sin hueso

1 tomate cortado a trozos grandes

1 cebolla grande cortada de igual modo

4 o 5 dientes de ajo sin pelar, simplemente aplastados

Unas patatas pequeñas, de esas que nunca sabemos que hacer con ellas

Sal y pimienta

Un buen chorro de aceite de oliva virgen

2 vasos de vino, 1 blanco y uno tinto.

Todo ello al horno a 180º durante 2 horas, se le va dando a vuelta a la carne, con ayuda de una cuchara se la baña con la salsa y así nos quedará tierna y jugosa. Sacamos la carne y las patatas, las ponemos en una bandeja para servir, la salsa que queda en bandeja la pasamos por la batidora, le añadimos una cucharada de maizena diluida en agua para que espese y con ella crubrimos la carne y las patatas. Un toque final de romero fresco y listo para comer. Espero que os guste.