igl-C3-BA-de-merluza-y-gambas-001

IGLÚ RELLENO DE MERLUZA Y GAMBAS EN SALSA DE PIQUILLOS

Hoy ha sido un día muy especial en casa, y en los días especiales se cocinan cosas especiales como este iglú relleno de merluza y gambas con una suave bechamel de pimientos del piquillo,  ya véis que ni en los días especiales me libro de la cocina, pero en el fondo todos sabemos que palos con gusto no duelen y ahí nos podemos pasar horas y horas, las caras de sorpresas cuando ven el resultado y los suspiros cuando lo comen compensa todos y cada uno de los minutos que pasamos ante los fogones.

Este sabroso iglú de calabacín relleno de merluza y gambas y su bechamel  de pimientos del piquillo más huevo escalfado ( poché) es de esos platos es de los que provocan esas sensaciones y muchas más. Os animo a poblarlo. 

Vamos con la receta:

 

IGLÚ RELLENO DE MERLUZA Y GAMBAS EN SALSA DE PIQUILLOS

 

 

Necesitamos:

1 calabacín

1puerro

 1 vaso de vino blanco

250gr de merluza 

300gr de gambas

Bechamel ( hecha o comprada pero que sea espesa, es para sellar los moldes)

Sal y aceite

Para la salsa de pimientos del piquillo

 

5 o 6 pimientos del piquillo

1 pastilla de caldo de pescado

Mantequilla ( 50gr)

Nata liquida ( 100ml)

Harina ( 2 cucharadas soperas)

Sal

Fumé de gambas

 

Empezamos cortando el calabacín en láminas finas, salamos y los pasamos por la plancha, con ellos tapizamos unos cuencos untados con unas gotitas de aceite. Reservamos en espera del relleno. Ponerlos de manera que os quede todo el cuenco,vaso o bol cubierto por la verdura ( también puede ser berenjena).

Para el relleno pocharemos el puerro cortado fino a fuego lento, le añadimos un vaso de vino blanco, lo dejamos reducir y le añadimos 250gr de merluza desmenuzada ( previamente la habremos cocido al vapor 5 minutos ) y las colas de 300gr de gambas ( cortar a trocitos pequeños pues es mejor para el relleno y guardar cabezas y peladuras de las colas para hacer un fumé ) salamos, con todo ello bien ligado ya tenemos la “farsa” que rellenará nuestros iglús.
Para sellar los cuencos una vez rellenos he hecho una salsa bechamel espesa , pero también podéis poner una rodaja de pan de molde empapada en leche y huevo o bien poner un buen queso rallado…lo que más os guste ( al volcarlos una vez lo sacamos de horno esa parte no se ve).

Precalentamos el horno a 250º y ponemos nuestros iglús sobre una bandeja y los dejamos por espacio de 20 minutos a una temperatura más más, 180º. Mientras haremos la salsa del piquillo.

Cocemos las cabezas y colas de las gambas para hacer el fumé. Reservamos.

En una cazuela ponemos la mantequilla y  los pimientos del piquillo cortados a trozos, unas vueltas y le añadimos las dos cucharadas de harina, la tostamos ( esto es importante ) y le incorporamos poco a poco el caldo colado que hemos sacado de los restos de las gambas más la pastilla de caldo disuelta en él,  vamos removiendo y comprobando la consistencia para dejar  de echar  caldo,  no os preocupéis si os quedan grumos pues llega la hora de  la batidora y en caso de que nos quede muy liquida añadirle un poco de Maizena diluida hasta conseguir la consistencia que nos guste, añadimos la nata,  le da un toque afrancesado que me encanta y también ayuda a espesar la salsa.
Solo nos queda montar el plato, desmoldar los cuencos y napar con la salsa de pimientos, decorar con los huevos escalfados ( poché) al gusto de cada comensal, os puedo asegurar que una vez montado el plato el resultado visual y el sabor es espectacular.

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!