Archivos de la categoría CREMAS Y SOPAS

CRUJIENTE DE GAMBA CON CREMA SEMIFRIA DE ZANAHORIA

Con esta deliciosa crema de zanahoria se puede iniciar una cena o comida en la que sin mucho esfuerzo y gasto queráis asombrar a vuestros comensales. Además de ser un un opción segura y nutritiva, prepararla no os llevará mucho tiempo. Al servirse fría ( también se sirve caliente pero yo he optado por lo primero) la podéis tener preparada con antelación a la espera del crujiente.
Hacer una crema es lo más fácil del mundo y con algún truquito que os daré os sorprenderá el resultado final.
Si además le incorporamos una gamba crujiente el resultado es espectacular. La diferencia fundamental entre purés y cremas es que éstas habitualmente llevan algún tipo de lácteo como la nata o crema de leche, pero si queréis que resulten más ligeras las podéis sustituir por leche evaporada en lugar de nata, o incluso por yogur, ambas opciones son más ligeras e igualmente ricas. Mi truco: añadirle una cucharada sopera y generosa de queso tipo fhiladelfia.

 

CRUJIENTE DE GAMBA CON CREMA SEMIFRIA DE ZANAHORIA

Necesitamos para 4 personas:

4 zanahorias grandes
2 patatas medianas
1 cebolla pequeña
Sal y pimienta negra 
Agua hasta cubrirlo todo ( luego esta agua de cocción se cuela pero no se tira por si os queda muy espesa)
Cortar en trozos pequeños y se os hará antes ( hay que ahorrar energía) 😉

Cuando la tengamos cocida, retiramos el agua y le añadimos la cucharada de queso fresco, batimos y comprobamos su espesor, eso lo dejo al gusto de cada uno. El agua de la cocción os puede ayudar a dar la textura que más os guste.

Ahora vamos con el crujiente de gamba:
4 gambas ( langostinos, gambón, carabineros….lo que más os guste)
Harina de trigo
Harina de garbanzo
Kikos molidos o triturados ( maiz tostado)

Con estas harinas y los kikos rebozamos las gambas a las que hemos pelado la cola. Una vez rebozadas las freímos en abundante aceite caliente y las reservamos sobre papel absorbente.
Solo os queda montar el plato y llevarlo a la mesa….vendrán los “Ohhhh” y cuando la prueben oiréis los “Mmmmmm” 😉 os lo aseguro.

Os dejo unas curiosidades sobre la zanahoria:
Presenta un aporte calórico bajo.
Posee propiedades antiparasitarias (debido a la presencia de un aceite esencial). Esto junto con su contenido en pectina hace de la zanahoria un alimento con alto poder gelificante y astringente, haciéndola muy útil en caso de padecer diarreas, sobre todo en caso de la diarrea infantil.
La riqueza en pectina también la hace muy indicada para bajar los niveles de colesterol.
Es una excelente fuente de beta-carotenos. Y un natural protector solar, ya que el beta caroteno, como precursor de la vitamina A, acelera el bronceado al favorecer la síntesis de la melanina, que a su vez actúa como filtro natural de los rayos UV.

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!


SALMOREJO

Qué se puede decir del salmorejo? dudo de que quede un español que no lo haya probado pero por si no habéis tenido la suerte de comerlo en Córdoba donde lo mejor lo preparan con diferencia, podéis preparlo en casa y luego me contáis. Os dejo mi receta para (según mi gusto) la mejor crema fría que ha inventado el ser humano, hay infinidad de variantes, recetas, maneras de hacerlo, hay quién le pone vinagre, hay quién no…. esta es la mía y espero que os guste.

Vamos con la receta.

SALMOREJO

Necesitamos:

1 lata de 1kg de tomates pera ( con su agua)

3 dientes de ajo ( para los muy amantes, os aconsejo empezar por 2 dientes)

7 o 8 rebanadas de pan duro 

1/2 vaso de aceite y sal

 

 

Lo introducimos todo en una batidora americana ( con la normal también sale bueno) Los ingredientes pueden cambiar según vuestro gusto, si os gusta más espeso le añadís más pan, lo mismo con el ajo. Id probando hasta que le encontréis vuestro punto.  

 

SALMOREJO3

 
SALMOREJO2
Debe quedarnos una crema de textura fina, ni muy espesa ni muy liquida, recordar que esto no es un gazpacho. No tiréis el agua que lleva el tomate, nos puede ayudar para hacerlo más ligero si nos pasamos con el pan duro.

 

Y esta es la presentación colectiva.

Ya sé que diréis que lleva más tropezones que salmorejo 🙂 🙂 pero es que me chifla la mezcla de sabores que le da el jamón y el huevo, a este le he puesto además unos picatostes de ajo…una pasada de bueno y con estas calores casi es un plato único por lo completo.

 

 

Otra opción aportada por un amigo gran amante del salmorejo es comerlo con un buen atún, lo probé y os lo recomiendo encarecidamente.

??????????

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!


SOPA DE “MANDUNGUILLAS”

Sopa de “mandunguillas” una sopa que como primero funciona de maravilla. Aquí en Murcia no encuentro “galets” que es la pasta que debería llevar, pero nos apañamos con la que hay y también queda bueniiiiiiiisimo.
galets
GALETS
Si tenemos un caldo de pollo solo tendremos que apartar un poco para cocer en él la pasta y las “mandonguilles” ( en catalán) yo le llamo mandunguillas que era como lo decía mi hija cuando era pequeñita y a mi me hace gracia recordarlo así.
Son albóndigas pequeñas, os pueden servir las que venden preparadas, siempre que sean de un supermercado de confianza, solo tenemos que hacerlas “mini” y freírlas en abundante aceite, dejarlas sobre papel absorbente para que no vayan aceitosas, añadirlas al caldo junto con unos garbanzos ( que puede ser de bote) y la pasta que más os guste. Queda un primer plato estupendo y los niños se lo comen muy bien, os lo aconsejo.

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!


COCIDO

 Aquí  se muestra todo lo que yo le pongo a un cocido, el cocido es un plato con muchas variantes depende de la zona se le ponen unos ingredientes u otros. El mio lleva, medio pollo, 1 trozo de ternera de falda, espinazo de cerdo salado, zancarrones de jamón, pies y rabo de cerdo, garbanzos ( se ponen a remojo toda la noche)  y unas pelotas que le añado al final y que están hechas como si fueran albóndigas, con carne picada, huevo, ajo y perejil, pan rallado para aglutinar y harina para rebozar, las freímos, las reservamos y las añadimos casi al final de la cocción junto a las patatas, la morcilla es opcional, en casa gusta mucho, esta es de la casa  Peñacruz de Serón y esta de vicio. Como verduras lleva 2 zanahorias, 2 puerros y 2 patatas grandes.
 3 litros de agua mineral  y 2 horas de cocción. Lo del agua mineral tiene una explicación no me gusta el sabor que deja en los caldos el agua del grifo, notaréis el cambio. Un truco para que el cocido no se os consuma durante la cocción es poner la tapa boca arriba y llenarla de agua, esta será la que se evapore y no la del caldo.
COCIDO2
  Y aquí tenemos un buen plato de cocido con su caldo. Es una opción para los que les gusta mucho la sopa.
 
                                                                             
COCIDO3
Otra opción es tomarlo en “seco” con un buen chorro de aceite y tomar el caldo aparte con un poco de pasta. Cada uno lo toma como quiere, lo importante es no olvidar estos platos.

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!


OLLA DE BERZA

Esta olla de berza ( col ) es una variante del cocido y básicamente como su nombre indica su ingrediente principal es la berza, aunque necesita su acompañamiento y este vaya si lo tiene, es un plato potente, de esos que te hacen entrar en calor cuando es necesario y se come casi en toda Andalucía con sus variantes locales claro.Cuando en el campo se realizaban las matanzas, tenían por costumbre guisar  las llamadas “coles de la matanza”, hechas con col picada, habichuelas blancas, partes del cerdo que acababan de matar (codillo, patas, tocino, orejas, rabo…) y diferentes especias.  Lo que se entiende por berza en el norte no tiene nada que ver con la que se consume en el sur, aquí su sabor es mucho más dulce, esto es debido al clima que otorga a cada cultivo un sabor y hasta diría que un aspecto diferente, pero lo importante es que todos provienen de la misma rama familiar y tienen los mismo beneficios que son muchos, la berza es considerada una planta medicinal por la infinidad de fines terapéuticos que tiene: antirreumáticos, anticatarrales,  antidiabéticos,  digestivos, energéticos, cicatrizantes, cardíacos y recientes investigaciones hablan de sus propiedades anticancerígenas, con lo cual es un alimento muy a tener en cuenta en nuestra dieta.
col

OLLA DE BERZA 

 

Sus ingredientes básicos: 250 gr. de garbanzos que ponemos en remojo la noche antes, 2 patatas medianas,1 berza de un kg ,  2 codillos o espinazos salados, 1 rabo,1 careta , 1 buen trozo de tocino, 2 pies de cerdo, 2 trozos de hueso rancio de jamón, morcilla (opcional) y 3 litros de agua. Todo bien lavado se introduce en la olla , menos la col y las patatas  que añadiremos a última hora para evitar que se deshagan.

Cuando hagáis un caldo y no queráis que se evapore, se tapa la olla pero con la tapadera al revés y se llena de agua , esa agua se evaporará pero el caldo quedará intacto. Este cocido no se debe hacer en olla exprés, es una elaboración cuyo principal “ingrediente” es el tiempo, algo de lo que vamos escasos, lo sé, pero siempre encontraremos un día para poder hacerlo ¿ a qué si ? 
BERZA

 

 Una vez que ha cocido por espacio de 1 y 1/2 le añadimos la col y  a la 1/2 hora las patatas cortadas ( esto lo dejo al gusto de cada uno, a mi no me gustan los trozos muy pequeños)  esto se debe hacer así por que cada ingrediente tiene un diferente tiempo de cocción. Así que en l 2h y 1/2  más o menos tendremos nuestra berza, podemos sacar la “pringá” y en la olla nos quedarán la berza, las patatas  y los garbanzos.
Cada uno la puede tomar como quiera, pero lo mejor es ponerlo todo en una bandeja y que cada uno se añada lo que quiera a su plato de berza.
 BERZA2

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!


CONSOMÉ DE POLLO

¿Que sería de nosotros sin el socorrido consomé de pollo, verdad ? Como nos “arregla” el cuerpo¡¡ y es que cuando se comenten excesos ( sean de lo que sean ) todos acabamos pidiendo uno. En casa somos muy de caldos ( la que menos yo ) pero siempre he de tener, así que lo que hago es preparar uno casi cada semana ( en invierno sobre todo)  y congelar para poder utilizar en caso de necesidad o sin ella, solo por gusto como le pasa a mi familia que comerían sopa todos los días.
Normalmente son caldos de pollo y verduras, pero yo le añado alguna cosilla más y quedan muy ricos. Os pongo los ingredientes.

CONSOMÉ DE POLLO

1 pollo cortado a cuartos ( sin piel)
1 taco de ternera ( costilla o morcillo)
1 puerro
2 zanahorias
1 nabo
chirivía
Apio ( un par de tallos, es muy potente)
4 patatas medianas partidas en dos.
1 hueso de codillo salado ( esto hace el caldo blanco y le aporta la sal justa) 
Todo esto bien lavado va a la olla ( tiene que ser bien grande)  con 3 litros de agua ( mineral a poder ser), durante 1 hora y 1/2,  la tapa de la olla al revés y con agua para que se evapore esta y no el caldo, las patatas es lo último que se incorpora, sobre la 1/2 hora última, al cabo de este tiempo el caldo estará listo. Antes de dar la vuelta a la tapa, durante la primera media hora, os aconsejo que espuméis el caldo, pese a lavar la verdura y la carne sueltan restos que nos lo enturbian si no los sacamos, es fácil de hacer con una espumadera o con una simple cuchara.
Y os preguntaréis que por qué tanto pollo ¿ no? pues es muy fácil, por que a este caldo le vamos a  varios servicios: como simple consomé, como sopa  para un  primero, con la carne del pollo haremos unas maravillosas croquetas caseras y con las verduras una crema ¿ que os parece? a esto se le llama cocina de aprovechamiento, creo 😉 y vaya si aprovechamos, más imposible. Y además todo se puede congelar e ir sacando según lo necesitemos, fenomenal¡¡

Dejar volar la imaginación, añadir o quitar, pero cocinar, cocinar mucho!!